A pesar de que TNA no ha aprovechado a Rob Van Dam en su apropiado nivel de mega-estrella (Recordemos su criticado debut), él se mantiene muy positivo respecto a su estancia en la empresa, según se desprende de sus propias palabras en su sitio oficial:

Contrarestando cualquier mala vibra que pueda haber por ahí, acerca de TNA déjenme decirles que amo estar ahí. Una agenda de trabajo razonable, un viaje adecuado, la gente al frente y detrás de cámaras, la situación en desarrollo, la emoción del público, la imparable trayectoria a la cima en la que estoy, me encanta todo.